JUAN SALVADOR GAVIOTA


En sexto grado de primaria leímos durante el primer semestre la historia de Juan Salvador Gaviota.  Además de las actividades de “motivación a la lectura”, realizamos un ejercicio sobre el contenido del libro.  

Pedimos a los alumnos que escribieran aquellas frases, momentos o ideas que más les hubieran llamado la atención, y que después buscaran ejemplos de la vida real, del día a día, con los cuales hubiera similitud.  No se trataba de explicar lo sucedido, sino de buscar otras situaciones similares, en las cuales se aplicaban las ideas presentadas en el libro.

 Fue una forma de trabajar generalizaciones con un texto, de ir más allá de la historia que nos contaban.  Los alumnos pudieron aplicar en su vida muchas de las situaciones que atravesó Juan Salvador Gaviota, y como él, encontrar que a pesar de los obstáculos, siempre hay que seguir adelante, hacia la meta que nos hemos trazado.

 

Al respecto de este trabajo, Andrea Boza, alumna de sexto grado B, escribió:

Ideas fantasiosas con ideas de la vida real.

Para poder concordar ideas fantasiosas con ideas de la vida real de un libro, hay que leerlo de primero.  Cuando ya lo hayamos hecho, habrá cosas que al principio no podremos entender, por eso aconsejo leer de nuevo lo que no entendimos, y analizarlo.

Cuando hayamos entendido el libro, habrá ciertas partes del libro que nos hayan gustado.  Éstas podrán ser de fantasía,  y las otras, cosas que pasan en la vida real.  

 Mónica de Gavarrete.

Actualización 06.08.2004

Alumna que proporcionó el material para ejemplificar: Andrea Boza,  6 “ B” Primaria